fbpx
×

Aviso

There was a problem rendering your image gallery. Please make sure that the folder you are using in the Simple Image Gallery Pro plugin tags exists and contains valid image files. The plugin could not locate the folder: media/k2/galleries/10012194

Acceso a Recursos Genéticos y Participación en los Beneficios (ABS)

El concepto de Acceso a los Recursos Genéticos y Participación Justa y Equitativa de los Beneficios derivados de su utilización (ABS, por sus siglas en inglés) data de 1992 cuando fue introducido en el Convenio sobre la Diversidad Biológica (CDB).

En octubre de 2010, bajo los auspicios del CDB, se adoptó el Protocolo de Nagoya, representando un hito para sus partes, por ser un marco acordado internacionalmente y vinculante para el acceso a los recursos genéticos y la participación justa y equitativa de los beneficios derivados de su utilización.

El Protocolo mejora la seguridad jurídica y la transparencia para los proveedores y los usuarios permitiendo:

  • Crear condiciones predecibles para el acceso a los recursos genéticos y los conocimientos tradicionales asociados a ellos;
  • Promover la participación adecuada en los beneficios cuando los recursos genéticos abandonan el territorio del país proveedor y los conocimientos tradicionales asociados están siendo utilizados;
  • Apoyar mecanismos para monitorear y garantizar el cumplimiento por las partes interesadas de las condiciones mutuamente acordadas (CMA) y los marcos regulatorios nacionales de ABS.

Uruguay ratificó tanto el Convenio sobre la Diversidad Biológica como el Protocolo de Nagoya mediante las leyes No 16.408, de 27 de agosto de 1993 y No 19.227, de 24 de junio de 2014, respectivamente.

Estos procesos se dieron en un momento en el que las biotecnologías modernas transformaron la biodiversidad en una vasta reserva genética, cuyos recursos genéticos y componentes bioquímicos junto a los conocimientos tradicionales asociados a ellos se volvieron insumos estratégicos para el desarrollo de nuevos productos y procesos de diversos sectores industriales: farmacéutico, cosméticos, alimentos y bebidas, semillas, energía, defensivos agrícolas, etc. Es en este nuevo escenario que el ABS resulta esencial tanto para promover el desarrollo nacional, como la conservación y el uso sostenible de la biodiversidad.

Desde abril de 2017 se está ejecutado en el país el proyecto “Fortalecimiento de los recursos humanos, los marcos legales y las capacidades institucionales para aplicar el Protocolo de Nagoya” – Proyecto Global ABS. El Proyecto Global ABS es financiado por el GEF e implementado por PNUD y cuenta con apoyo técnico y financiero del Programa de Voluntarios de Naciones Unidas. En Uruguay el Ministerio de Vivienda Ordenamiento Territorial y Medio Ambiente (Mvotma) está impulsando la implementación de este proyecto, desde su rol de Autoridad Nacional Competente en el país del Protocolo de Nagoya.

El Proyecto Global ABS promueve la implementación plena y efectiva del Protocolo de Nagoya sobre el acceso a los recursos genéticos en 24 países, incluyendo Uruguay, con el objetivo general de ayudar a los países en el desarrollo y fortalecimiento de sus marcos nacionales de ABS, los recursos humanos y las capacidades institucionales para su implementación..

En síntesis, el escenario actual presenta una valiosa oportunidad para impulsar la creación y puesta en marcha de regímenes efectivos sobre ABS a nivel nacional, que promuevan la conservación de la diversidad biológica y la utilización sostenible de sus componentes. 

Enlaces de interés

Viernes, 08 Marzo 2019 12:14

Galería de imágenes

{gallery}10012194{/gallery}