Se rediseñará la regionalización de los servicios de salud en el territorio

Se rediseñará la regionalización de los servicios de salud en el territorio Se rediseñará la regionalización de los servicios de salud en el territorio

El martes 5 de diciembre se firmó un convenio entre el Mvotma, la OPP y la Organización Panamericana de la Salud (OPS) que los compromete a rediseñar la regionalización de los servicios de salud del Estado en todo el territorio nacional.

La actividad estuvo encabezada por la ministra Eneida de León, el presidente de Asse Marcos Carámbula y su vicepresidenta Marlene Sica, el director Nacional de Ordenamiento Territorial José Freitas, el director de la OPP Álvaro García y el representante de la OPS Giovanni Escalante.

La ministra del Mvotma afirmó que el Gobierno, uniendo sus capacidades y operaciones a nivel del territorio, llegó mucho más lejos en dar respuesta a la población y que es fundamental avanzar en la regionalización “tenemos que lograr que el país sea uno, evitar la dispersión de esfuerzo y normativas”. Puso como ejemplo que la reglamentación en materia de Vivienda guarda profundas divergencias y que es necesario unificarlas en un marco normativo común, pero que eso tiene aún múltiples resistencias.

Eneida de León además señaló que hay equipamientos que por escala no pueden estar en cada ciudad, esto requiere entender cómo funcionan los subsistemas de ciudades y la movilidad de las personas, en línea con las Directrices Nacionales que integren regionalmente los servicios y su universalización del acceso al desarrollo.

Carámbula agradeció a los socios estratégicos de este convenio, recordando que no es un acuerdo más, sino que expresa la voluntad manifiesta de avanzar en la regionalización y la descentralización como parte muy importante de la planificación estratégica de las políticas de Salud en el territorio, a través de los 900 centros y las 43 unidades ejecutoras de todo el país.

“Es clave avanzar en la descentralización sobre lo mucho que ya se ha hecho, con la médula conceptual del Gobierno de Cercanía. Es necesario profundizar el proceso de descentralizando para seguir combatiendo la fragmentación socio territorial de los servicios, indicó el jerarca; quien agregó que “es fundamental la perspectiva de los corredores asistenciales, donde el primer nivel de atención de salud juega un rol clave en la articulación con los nodos de referencia regional, como el Pasteur o el Hospital de Tacuarembó. Vamos hacia un Sistema Nacional de Traslados junto con los concursos para la profesionalización de la gestión”.

Carámbula enfatizó que desde Asse tienen mucha expectativa del trabajo conjunto con la Dirección Nacional de Ordenamiento Territorial (Dinot) en avanzar en resultado medibles, reafirmando el objetivo de que el ciudadano que está más lejos tenga un servicio de cercanía. Y que valoran el apoyo que tuvieron desde el primer día de la OPS y la OPP el rol fundamental que juega en el territorio y su desarrollo con impronta en clave de descentralización.

José Freitas centró su exposición en algunos de los ejes claves del análisis territorial que se viene realizando en su área ministerial, en especial en referencia a las potencialidades que tiene el análisis del sistema de ciudades nacional como elemento esencial para el diseño e implementación de las políticas públicas.

“Comprender las dinámicas poblacionales. Entender cómo funcionan los vínculos entre las distintas ciudades y se construyen los distintos subsistemas. Saber cómo se mueven las personas, nos permite ver el nivel de vinculación entre las distintas unidades territoriales, tanto para ir a trabajar como para acceder a los distintos servicios, entre ellos la salud. Identificar los subsistemas territoriales más o menos vinculados, generar una imagen dinámica del país es clave para la toma de decisiones”, explicó Freitas.

En una segunda parte la investigación de la Dinot procura entender cómo estos subsistemas se configuran en relación a los servicios de salud y educativos y, a partir de ellos, encontrar las brechas o déficit relativos de asistencia en estos subsistemas.

Para ello se han elaborado análisis y mapas isócronos que vinculen distancia - tiempo y que permitan conocer la cobertura de salud por minutos de traslados. Es decir construir un mapeo dinámico del territorio en relación a la distancia y el tiempo.

El director de la Dinot enfatizó en la necesidad de entender la complejidad de estos subsistemas que son insumos claves para integrarlos y articularlo a los procesos de desarrollo.

Por su parte, Giovanni Escalante felicito a Uruguay “por los logros alcanzados en materia asistencial y muy complacido de lo que está pasando en el territorio a través la conjunción solidaria de intereses con eje en la salud de la población”. Además agregó que “el trabajo que está haciendo el país en materia de salud y asistencia es ejemplo en América latina, y que el presente convenio permite consolidar los logros que se vienen desplegando desde largo tiempo”.

Mientras que el asesor del OPS Wilson Benia puntualizó que los objetivos de este acuerdo es coordinar acciones para el rediseño y fortalecimiento institucional de los servicios de salud del Estado. Promover el diseño de redes dinámicas de salud, implementar y fortalecer la regionalización y potenciar las redes asistenciales.

La regionalización es un proceso dinámico, que desde 2008 hasta hoy viene avanzando y recordó que este rediseño será participativo o no será. Así como las redes integradas de los servicios de salud (Riss) y sus nodos de referencia deben actualizarse en función de los cambios ocurridos en el territorio.

Ello requiere analizar el diseño de a qué porciones de territorio, a cuáles unidades territoriales y a qué población dan cobertura. Definir los corredores de movilidad y derivación del cuidado del paciente a cargo del gestor del corredor. Diseñarlos y dibujarlos es el trabajo que tenemos por delante.

Benia expresó que “un primer paso es articular las Riss con los sistemas y subsistemas urbanos con centro en la movilidad de las personas. Este es el salto cualitativo que esperamos del presente convenio”.

En tanto Álvaro García remarcó que “es una instancia para celebrar por varias razones. Primero, porque varias instituciones cooperan en este objetivo y esto es clave para los procesos de descentralización y planificación. Depués de casi 15 años de crecimiento económico que han supuesto transformaciones sociales y territoriales que es necesario conocer para ajustar las políticas públicas”.

Indicó que en 2030 Uruguay tendrá 4 millones, con mayor promedio de edad. El objetivo de tener la mirada larga es poder tomar las previsiones necesarias y con independencia de los períodos de gobierno. Y la descentralización es importante para todo el país aunque haya distintas visiones de cómo debe ser.

“Hoy tenemos 112 municipios que abarcan al 73 % de la población. Pero la descentralización es más que eso, requiere descentralizar servicios, generar ahorros y eficiencia en la gestión y ganando calidad de servicios. Gobierno y servicios de cercanía donde antes mediaba el caudillismo”, enfatizó García.

El cierre estuvo a cargo del director de descentralización de la OPP Pedro Apezteguía, quien recordó que en Uruguay existe un concepto complejo desde hace 180 años, desde el pacto de la Cruz, que cuanto más dinero se vuelca más descentralizado es el territorio. “Hoy, y desde el 2005, tenemos otra visión de la descentralización que podemos resumir en que, hay más equidad cuando hay más descentralización. La equidad territorial se mide en el acceso a servicios y al conjunto de bienes públicos que intervienen en la mejora de la calidad de vida todos los uruguayos”.

Entre los déficit antes referidos, Apezteguía indicó que “los gobiernos departamentales no han generado un sistema de transporte público y, si no me puedo trasladar debo replicar y acercar las infraestructuras, al revés de cómo debería ser. Estos son los desafíos hoy: cómo generamos infraestructuras de movilidad para que las poblaciones accedan a los servicios sin tener que replicarlos. Sobre qué caminos y qué rutas, las que no son solo para la producción, sino para que las personas tengan acceso a las bondades del desarrollo, nazcan donde nazcan”.

Miércoles, 05 Diciembre 2018 17:01